Interesante

Inscripción etrusca

Inscripción etrusca


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.


1. Arte romano temprano (c.510 a. C. - 27 a. C.)


El lobo Capitolino (c. 450 a. C.)
Museo Nuovo en el Palazzo dei
Conservatori, Roma.
Tradicionalmente visto como un romano temprano
bronce, con los gemelos Romulus y
Remus se agregó en el siglo XV.

Helenización del arte romano

Aproximadamente en 160 a. C., el funcionario romano Caro el Censor condenó ferozmente la pasión, generalizada entre los romanos de su época, por los objetos refinados y lujosos y por decorar sus casas de una manera rica y espléndida. Pero estaba luchando contra la marea de la historia. Para entonces, surgió un nuevo interés por el arte, que pasó a ser considerado como un adorno agradable para el día a día, y las actitudes más severas de épocas anteriores fueron abandonadas gradualmente. En el campo de las artes figurativas, esto trajo una progresiva helenización del arte y la cultura romanos, y un alejamiento de aquellas ideas tradicionales que habían visto en el arte una influencia corruptora sobre la moral, y solo lo habían aceptado a regañadientes con fines de observancia religiosa y de ensalzar la grandeza de Roma.

La sobria pureza de las antiguas deidades de arcilla había representado hasta entonces la última palabra en permisividad: Cato consideró que el hecho de que la gente las reemplazara con suntuosas imágenes a la `` manera griega '' era un escándalo terrible y una traición a la Roma que sus antepasados , desde la época de Romulus, les había transmitido.

Los primeros pueblos del Palatino, donde Roma, según la leyenda, fue fundada por Rómulo, datan del siglo VIII a. C. y eran colecciones de chozas habitadas por pastores del Lacio cuya cultura era comparativamente atrasada. Son típicas de su cultura una serie de urnas hechas en forma de viviendas contemporáneas que presentan la puerta, las ventanas, las vigas del techo y el agujero en el techo a través del cual podría escapar el humo.

En ese momento había pocos lugares de culto y no había imágenes divinas. Así describe Tertuliano a la Roma primitiva en su Apologeticus: 'Altares de césped improvisados. casi no hay humo para los sacrificios y en ninguna parte se pueden ver imágenes de la Deidad misma. ' No muy lejos había varios centros etruscos que estaban más en contacto con Grecia y habían hecho rápidos avances. Sin embargo, hasta el momento no había llegado a Roma ningún eco de la influencia oriental. En el valle al pie de las colinas, en el lugar donde surgiría el Foro, había una necrópolis primitiva y pobre. A finales del siglo VII a. C., Roma quedó bajo el dominio etrusco. Su posición estratégica en el camino a Campania fue de interés para los etruscos que "querían expandirse hacia el sur". Este fue el período en el que Roma adquirió por primera vez una estructura urbana. Tulio de Servio construyó un muro circundante con el patrón etrusco. Por cierto, probablemente se lo identificará con el etrusco Mastarna, conocido por varias fuentes, incluida la Tumba de Francois en Vulci, donde él y otros jefes están representados después de conquistar al romano Cneo Tarquinius.

El valle fue despejado y gradualmente se convirtió en el lugar de encuentro de las aldeas construidas en las colinas. Y, con la construcción de una gran cloaca, la Cloaca Máxima, el valle, que ya no se usaba como necrópolis después de principios del siglo VI a. C., fue drenado y se convirtió en el centro político de Roma, que ya se había convertido en una República mucho antes. , en 510 a. C. Fueron los etruscos quienes introdujeron el templo. Uno que es especialmente característico del estilo etrusco es el templo de Júpiter construido en la Colina Capitolina. Incluso después de que Roma había experimentado la influencia directa de las obras de arte griegas, muchos aspectos del antiguo templo etrusco siguieron siendo fundamentales en los edificios dedicados a los cultos romanos. Estas influencias duraderas ayudaron a formar la base a partir de la cual surgió un arte verdaderamente romano a principios del siglo II a. C., especialmente bajo Sila.

Pero la posición que ocupaba el arte antiguo en la sociedad romana era todavía muy inferior: la obra del artista se consideraba indigna de un hombre libre y simplemente como una actividad mecánica más adecuada para la clase esclava. Gaius Fabius Pictor, que provenía de una familia noble, fue despreciado por los romanos de su propia clase social porque había pintado en el Templo de Salus, alrededor del 304 a. C. Incluso más tarde, cuando los artistas pintaron obras para mayor gloria de la República, mostrando el curso de campañas victoriosas contra el enemigo (la pintura triunfal fue desde muy temprano una de las formas más típicas del arte romano), la mayoría de estos artistas fueron no romanos. El artista en Roma nunca alcanzó la consideración y el estatus social que había disfrutado en Grecia, incluso cuando la pasión por coleccionar obras de arte se generalizó entre las clases altas. Conocemos los nombres de casi ningún artista romano, e incluso las mayores obras maestras son generalmente anónimas. Para nosotros el arte romano nos parece una entidad colectiva dedicada a la gloria y conmemoración del Estado y su estructura. Nada de esta gloria se reflejó jamás en el artista.

Esto es muy diferente de lo que nos dice Phny, hablando de Grecia: 'Sobre todo, los jóvenes deben aprender la práctica de las artes gráficas, es decir, pintar sobre paneles de madera. Y esto debe considerarse como el primer paso en las artes liberales, y siempre se ha tenido en gran honor en la medida en que siempre lo han practicado ciudadanos libres. y siempre prohibido a los serviles. No hay registro ni en pintura ni en escultura de ninguna obra de esclavos ». Y fue sólo a causa de esta influencia griega que el emperador Adriano, un grecófilo, no despreció él mismo la práctica de las artes figurativas.

Fue durante el período de la lucha contra las colonias de Magna Graecia seguido de su sumisión que Roma entró en contacto directo con el arte griego. En el año 212 a. C. se conmemoró el triunfo del cónsul Marcelo, conquistador de Siracusa, con las más espléndidas obras de arte de esa ciudad. La vanguardia cultural elogió abiertamente a Marcelo, pero los conservadores lo reprendieron duramente. "La Musa con paso alado había sido introducida entre la orgullosa y belicosa gente de Romulus". Marcelo había inaugurado una nueva tradición que resultó fundamental para la cultura figurativa de Roma. Tres años más tarde, el saqueo de Tarento arrojó tesoros aún más espléndidos, entre ellos el Hércules de Lisipo, que fue depositado en el Capitolio.

El arte de estilo griego llega a Roma

Durante los primeros veinte años del siglo II a. C., las conquistas de Asia pusieron el medio romano en contacto directo con algunos de los grandes centros del helenismo. El dominio artístico del helenismo se extendió ahora a Roma, y ​​la conquista de Grecia iba a completar la obra. Como dijo Horacio: "Al ser capturada, Grecia tomó a su burdo vencedor en la mano e introdujo las artes en el Lacio no civilizado". Catón todavía podría luchar fanáticamente contra su acción de retaguardia: «Escucho a demasiados admirando y alabando las obras de Corinto y Atenas, mientras se ríen de las imágenes de barro de los romanos. Pero los romanos más progresistas, dominados por el círculo filhelénico de los Escipiones, se reían de hecho de las antiguas estatuas de terracota y de las antiguas etruscas y sus imitaciones provincianas. Todos parecían imposiblemente "viejos". La sociedad artística romana había crecido y la propia Roma se estaba preparando para cambiar su apariencia. El siglo II a. C. fue la época de la gran transformación urbana. Fue entonces cuando surgieron los primeros edificios monumentales, los nuevos puentes (el puente Milviano data del 109 a. C.) y los nuevos acueductos. El Foro perdió gradualmente el aspecto de un mercado rural y adquirió el de una moderna ciudad comercial. Las basílicas (la Porcia, la Aemilia, la Sempronia) se convirtieron en los centros de la vida económica y propiciaron la desaparición de las viejas tabernas, las tiendas que se habían empujado en la plaza. La influencia griega fue particularmente notable en la escultura, en las estatuas de retratos, esas efigies erigidas en el Foro para honrar a ciudadanos dignos, una tradición bastante antigua que se había arraigado en el siglo II a. C.

Plinio asegura que junto a las estatuas más austeras y severas representadas con togas o armaduras, según se honrara al ciudadano por hazañas pacíficas o marciales, se podían ver estatuas de Aquiles retratadas en toda su heroica desnudez al estilo griego. Pero fue durante la dictadura de Sila (85-78 a. C.) que Roma hizo un progreso real y repentino en las artes visuales, especialmente en el campo de la arquitectura romana, la forma de arte más querida por el espíritu romano. (No en vano, de hecho, el arquitecto disfrutó de la más alta consideración de todos los artistas y, a menudo, firmó con orgullo sus propias obras).

La inscripción conmemorativa en el puente sobre el Tajo en Alcántara dice que "este puente construido por el noble Cayo Julius Lacer con arte divino perdurará para siempre en los siglos venideros". Si bien es cierto que Lacer vivió durante la época de Trajano cuando el arte era más apreciado que en la época republicana, no encontramos nada con un espíritu similar registrado sobre una pintura o escultura. El espíritu práctico de los romanos, una vez infundido en las artes figurativas, actuó como fundamento indestructible de toda actividad artística, incluso durante los períodos más sometidos a la influencia helenística. No es mera casualidad que el único tratado escrito por un romano sobre las artes figurativas que nos ha llegado sea el 'De Architectura' del arquitecto romano Vitruvio (c. 78-10 a. C.).

El templo de Fortuna Virilis en Roma, el templo de Hércules en Cori y el templo de Júpiter en Terracina todos datan del período de Sulla. En ellos se han fusionado elementos griegos y etruscos para dar una nueva visión escenográfica. Se hizo costumbre colocar el templo. que se levantaba sobre una base alta, al final de un cuadrado, encerrándolo por ese lado. Con las nuevas técnicas constructivas de los romanos se hizo posible una arquitectura más compleja y articulada. Desde el opus quadratum, utilizando bloques de toba cuadrados, los arquitectos pasaron al hormigón, una de las innovaciones más importantes. Este primero se enfrentó a fragmentos y luego vino el opus reticulatum, un esquema regular de cuadrados o piedras triangulares. El nuevo hormigón resultó especialmente eficaz por su plasticidad y economía. En el 55 a. C., Pompeyo construyó el primer teatro permanente y, por lo tanto, rompió un veto secular, dictado por el prejuicio, que consideraba los espectáculos teatrales como inútiles, incluso peligrosos para la moral pública. La erección del Templo de Venus Genitrix en la cima del auditorio ciertamente parece un intento de compromiso para hacer que el evento sea más aceptable para los conservadores.

En el transcurso de sus pocos años en el poder, César, con su ley 'de urbe augenda' (relativa al aumento de la ciudad) había planteado el problema de cómo reconstruir todo el centro de Roma en una escala más monumental. Y a él le debemos el primero de los Foros Imperiales (Forum fulii), situado junto al Republicano y dominado al fondo por el templo de Venus Genitrix.

Para obtener excelentes ejemplos bien conservados de pintura de la era del arte helenístico-romano, consulte los retratos de la momia de Fayum pintados en Egipto (c. 50 a. C. - 250 d. C.).

En el campo de la escultura, la forma más extendida fue el retrato con la vieja base subyacente del realismo. En ocasiones, especialmente en los relieves funerarios, esta representación realista asumió tonos analíticos y naturalistas. La franqueza del enfoque sugiere de hecho posibles conexiones con la idea de la máscara de cera que antes se obtenía del rostro de una persona muerta y luego sus familiares la guardaban como un memorial.

La tradición de patrocinar obras de celebración para conmemorar, por ejemplo, las hazañas de una legión victoriosa, se mantuvo viva. La historia de Roma durante el siglo I a. C. fue un tema vital en la escultura. El friso continuo en la Basílica Emilia (que data, quizás, del período de restauración y ampliación de la basílica, 53-35 a. C.) relata la historia primitiva de Roma en el estilo ecléctico de la época, mostrando modos clásicos y realistas uno al lado del otro. lado.

A medida que aumentó la influencia griega en el arte romano, la escultura y la pintura griegas asumieron nuevas e importantes dimensiones y asumieron una nueva función decorativa. Por ejemplo, Sila era dueño de un Hércules de Lisipo, lo que en sí mismo demuestra el gran progreso que se había logrado desde el momento en que Camilo fue acusado de decorar su puerta con aldabas de bronce extraídas del botín de Veyes. Ahora, las clases cultivadas y adineradas de Roma dirigieron su atención a copias en yeso neo-ático de famosas esculturas griegas de bronce o piedra y las usaron para decorar sus atrios, jardines, bibliotecas y otras salas principales. Incluso las pinturas de casas particulares, típicamente paisajes, se utilizaron como decoración de fondo, como puede verse en las pinturas murales al temple de Pompeya. En el momento de la muerte de César, la situación cultural imperante en los primeros días de la República se revirtió: Roma se había convertido en el centro de atracción de los artistas que trabajaban en los territorios sujetos a ella y, además, en el centro desde donde se elaboraron y difundieron importantes ideas artísticas.

Más recursos
Para obtener más artículos sobre el arte visual en la antigua Roma, consulte:

& # 149 Para obtener más información sobre la evolución de las artes visuales, consulte: Historia del arte.
& # 149 Para una cronología detallada, vea: Línea de tiempo, Historia del arte.
& # 149 Para obtener más información sobre la pintura y la escultura romanas tempranas, consulte: Página de inicio.


Inscripción etrusca - Historia

Copyright y copia 2004-2021
Beech Stave Press, Inc.

Un manual de la lengua y las inscripciones etruscas

Páginas. xxiii + 271 ISBN 978-0-9747927-4-3

Zikh Rasna es una descripción completa de la gramática y las inscripciones etruscas diseñada para clasicistas, lingüistas, arqueólogos y lectores interesados ​​en otras disciplinas. Además de presentar todos los elementos gramaticales del idioma, el texto también cubre enfoques metodológicos importantes, el alfabeto, variaciones regionales tanto en el idioma como en la ortografía, los cambios históricos y la evidencia para conectar el etrusco con el lemniano y el raético. Trata cerca de 200 textos de inscripción en una amplia variedad de géneros, con análisis palabra por palabra de gran valor para los estudiantes. Con su exposición clara y discusiones equilibradas, Zikh Rasna es una base fundamental para el estudio avanzado de una de las lenguas y pueblos más importantes de la Italia prerromana.

Rex E. Wallace es profesor y presidente de clásicos en la Universidad de Massachusetts en Amherst. Es un experto ampliamente reconocido en los idiomas e inscripciones de la antigua Italia, con intereses de investigación también en la historia del griego y el latín y la lingüística comparativa / histórica.

Este artículo está fuera de impresión. Se está preparando una edición revisada.

Este libro está disponible para solicitarlo en nuestro nuevo servicio de cumplimiento, ISD.


12 - Religión etrusca

La evidencia para el estudio de la religión etrusca es fragmentaria, mucho más que para la religión griega o romana. Muy poco sobrevive de los escritos etruscos originales sobre este tema. La evidencia primaria más fidedigna proviene de excavaciones arqueológicas en lugares sagrados etruscos, representaciones en el arte y algunos textos supervivientes en lengua etrusca que van desde alrededor de cincuenta a mil trescientas palabras, así como unas once mil inscripciones breves. Después vienen las numerosas referencias de autores griegos y latinos, que siempre deben leerse con la debida precaución en cuanto al tiempo y el lugar, y algunos documentos que pretenden ser traducidos del etrusco al latín o al griego. Todas estas fuentes deben interpretarse luego para buscar una imagen coherente.

Dadas estas severas restricciones, todavía es posible utilizar estas fuentes para argumentar que la religión de los etruscos debería estudiarse como un sistema que tenía una conexión profunda con lo que ellos consideraban su historia sagrada. Las pruebas clave indican que tanto las palabras habladas como las escritas eran factores de control en la formulación de la comunicación con los dioses, y el resultado fue que los etruscos tenían una colección de libros con una autoridad para ellos comparable a la de la Biblia o el Corán. que abarca los orígenes de sus prácticas religiosas, los pronunciamientos de sus profetas y una visión particular de la historia como un registro del destino de los individuos, las ciudades y el pueblo etrusco en su conjunto.

Envíe un correo electrónico a su bibliotecario o administrador para recomendarle que agregue este libro a la colección de su organización.


Mito etrusco, historia sagrada y leyenda

Este volumen es el primer relato completo de la mitología etrusca, un tema difícil de alcanzar y difícil de alcanzar porque ninguna narrativa textual etrusca ha sobrevivido desde la antigüedad. Para interpretar los mitos y hacer que los etruscos cobren vida para nosotros hoy, Nancy Thomson de Grummond actúa como detective arqueológico reuniendo evidencia de representaciones en el arte, de sitios arqueológicos y de relatos indirectos de la tradición etrusca en textos griegos y romanos. Ella comienza con el material puramente etrusco, comenzando con sus historias de los profetas y terminando con su visión muy particular del inframundo. Ella investiga la relación entre mito y ritual, así como qué revela el mito de las actitudes etruscas sobre la política y en particular sobre su sociedad, así como las declaraciones sobre el género y el cuerpo humano hechas a través del mito y el arte.

Los temas específicos incluyen una descripción general del entorno geográfico etrusco, una revisión de las cuestiones de los orígenes y de la cronología etrusca en general, especialmente en lo que se refiere al desarrollo del mito, nuestras fuentes escritas, con una breve discusión sobre lo que se conoce de la lengua etrusca (en gran parte a través de inscripciones) y los medios artísticos más útiles para el estudio del mito etrusco, especialmente los espejos de bronce grabados. Representaciones anotadas en el arte y de otras evidencias de la arqueología iluminan la mitología etrusca, y un ensayo en el apéndice sobre el estudio de la mitología etrusca presenta la historia del estudio del mito etrusco y las principales publicaciones sobre el tema.

Autoridades y estudiantes involucrados en la investigación de primera línea sobre los etruscos, clasicistas que estudian y enseñan la mitología de la antigua Grecia e Italia, y eruditos del mito mundial interesados ​​no solo en la comparanda sino también en la metodología para estudiar el mito sin la iluminación local. La narrativa escrita se beneficiará de este libro.

Nancy Thomson de Grummond es profesora M. Lynette Thompson de Clásicos en la Universidad Estatal de Florida.


Inscripción etrusca - Historia

  1. felsnas: la: leθes
  2. svalce: avil CVI
  3. murce: capue
  4. tleχe: hanipaluscle

Mi perorata sobre enclíticos y frases sustantivas en etrusco tenía un propósito más amplio y estoy ansioso por probar mi nueva teoría en esta inscripción. Así que vamos a dar una vuelta.

Lo sabemos La en la primera línea hay una abreviatura del praenomen masculino Larth. Larissa Bonfante afirma que se traduce como "Felsnas, hijo de Larth Lethe vivió 106 años. (Él) vivió en Capua. (Él) estaba inscrito en el ejército de Hannibal". Por ahora, trate de quitarse de la cabeza el asombroso hecho de que, en realidad, se inscribe que este hombre vivió hasta los 106 años en la época preindustrial y cómo esto avergüenza su estado de salud. Podemos ver bien al final de la segunda línea los tres números para CVI. (Tenga en cuenta que el escriba escribió una antigua variante de upsilon para "cinco" que está atestiguado en otras partes de Etruscan.) Sí, aparentemente tenía 106. o tal vez su comunidad simplemente perdió la cuenta.

Ahora, permítanme advertir a los lectores que la última oración traducida que marco en rojo está completamente destrozada por Bonfante. Un indicio de su error de juicio es la consideración de que si tleχe realmente significaba "en el ejército", el uso del simple locativo -mi transmitir "en" no está justificado por ejemplos atestiguados en otros lugares. El locativo normalmente es equivalente al inglés "by", "at", "with" o "on". Cuando uno dice "está en el ejército" uno no está diciendo que alguien está físicamente "en"un ejército ya que un ejército es un concepto abstracto. Uno realmente quiere decir que alguien pertenece a un grupo llamado ejército. El caso genitivo entonces sería más apropiado en etrusco, que típicamente transmite propiedad o relación. Bonfante, al no ser lingüista, no es el primer experto al que deberíamos acudir para explicar la gramática de esta inscripción de todos modos, pero lamentablemente, aparte de Rix, no parece haber muchas opciones para el lector que quiera pasar por alto los traficantes de misterios para llegar a los bocados nutritivos del hecho lingüístico.

Déjame asegurarte también que mur , que se atestigua un par de veces en el Liber Linteus documento (LL 11.vi, viii), no no significa "vivir" dados todos sus contextos y, de hecho, con toda probabilidad significa exactamente lo contrario, "morir". Si no me cree, pregúntese cómo este verbo pudo haber construido una palabra como murs "sarcófago" (traducido así por el propio Massimo Pallottino) que transmite todo lo contrario de lo que supuestamente significa. Obviamente, esto contradice la creencia publicada de Pallottino (y Bonfante) de que mur significa "vivir" mientras apoya la traducción completamente opuesta.

(Oh-oh. ¡Huelo una controversia histórica que se avecina!)

Pero esta simple revelación de dos más dos daría una interpretación completamente diferente a la oración, comenzando con un reajuste necesario, basado en la gramática, de la traducción de Tleχe Hanipalus-cle como "durante la * Guerra * de Hannibal". Quizás los clasicistas como Bonfante deberían estar al tanto de cosas como, digamos. Latín, donde la frase equivalente, Bello Hannibalis, también fue utilizado mucho por los romanos como mi hombre principal, Livy? Solo un pequeño pensamiento. El uso del locativo simple -mi para especificar un punto en el tiempo está firmemente atestiguado en el Liber Linteus (n.b. θesane "en la mañana").

Sin embargo, después de que hayamos terminado de bailar alrededor de una hoguera alimentada por las pistas falsas en los libros de Bonfante y liberarnos de nuestra ingenua dependencia de especialistas estrechos para definir nuestro mundo para nosotros, finalmente podríamos llegar a una comprensión independiente de que para Larth haber muerto durante la Guerra de Aníbal, su muerte tendría que colocarse entre 218 y 201 a. C., no su alistamiento en el ejército, ¡un siglo antes de lo que se publica ampliamente! En otras palabras, tendría que haber nacido en algún momento entre el 324 y el 307 a. C. y solo podría haber sido apto para el ejército entre el 304 y el 287 a. C.

Francamente, encuentro todo este absurdo deliciosamente divertido. Espero que ustedes también. No olvides pagarme regalías en caso de que decidas publicar, jeje.

O. tal vez estoy loco. Pero al menos estoy pensando en estos fastidiosos detalles sobre la gramática etrusca. Soy de la vieja escuela. Creo que una traducción debe aplicarse de manera coherente y debe seguir un modelo gramatical claro. Si esa metodología se hubiera aplicado a lo largo del siglo XX, no habría personas que afirmen que los etruscos son un misterio hoy en día.


Mito etrusco, historia sagrada y leyenda

Este volumen es el primer relato completo de la mitología etrusca, un tema difícil de alcanzar y difícil de alcanzar porque ninguna narrativa textual etrusca ha sobrevivido desde la antigüedad. Para interpretar los mitos y hacer que los etruscos cobren vida para nosotros hoy, Nancy Thomson de Grummond actúa como detective arqueológico reuniendo evidencia de representaciones en el arte, de sitios arqueológicos y de relatos indirectos de la tradición etrusca en textos griegos y romanos. Ella comienza con el material puramente etrusco, comenzando con sus historias de los profetas y terminando con su visión muy particular del inframundo. Ella investiga la relación entre mito y ritual, así como qué revela el mito de las actitudes etruscas sobre la política y en particular sobre su sociedad, así como las declaraciones sobre el género y el cuerpo humano hechas a través del mito y el arte.

Los temas específicos incluyen una descripción general del entorno geográfico etrusco, una revisión de las cuestiones de los orígenes y de la cronología etrusca en general, especialmente en lo que se refiere al desarrollo del mito, nuestras fuentes escritas, con una breve discusión sobre lo que se conoce de la lengua etrusca (en gran parte a través de inscripciones) y los medios artísticos más útiles para el estudio del mito etrusco, especialmente los espejos de bronce grabados. Representaciones anotadas en el arte y de otras evidencias de la arqueología iluminan la mitología etrusca, y un ensayo en el apéndice sobre el estudio de la mitología etrusca presenta la historia del estudio del mito etrusco y las principales publicaciones sobre el tema.

Autoridades y estudiantes involucrados en la investigación de primera línea sobre los etruscos, clasicistas que estudian y enseñan la mitología de la antigua Grecia e Italia, y eruditos del mito mundial interesados ​​no solo en la comparanda sino también en la metodología para estudiar el mito sin la iluminación local. La narrativa escrita se beneficiará de este libro.


Civilización etrusca

Hay tres teorías que buscan explicar el oscuro origen de los etruscos. Su idioma y cultura diferían notablemente de los de otros pueblos antiguos de la península italiana en ese momento y mdashVillanovans, Umbria y Picenes. Como resultado, muchos eruditos mantuvieron durante mucho tiempo la tradición de Herodoto Herodoto
, 484? & # 8211425? A.C., historiador griego, llamado el Padre de la Historia, b. Halicarnaso, Asia Menor. Sólo un escaso conocimiento de su vida se puede extraer de sus escritos y de las referencias a él en escritos posteriores, en particular el Suda.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. que los etruscos emigraron a Italia desde Lydia Lydia,
país antiguo, W de Asia Menor, N de Caria y S de Mysia (ahora NW de Turquía). El tirano Giges fue el fundador de la dinastía Mermnadae, que duró desde el 700 a. C. hasta 550 a.C.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. en el siglo XII. ANTES DE CRISTO. para escapar de una hambruna severa. Otros estudiosos han argumentado que los etruscos son un pueblo antiguo, autóctono de Italia, cuyas costumbres son simplemente distintas de las de otros pueblos italianos. La tercera teoría (mdash) de que los etruscos descendieron desde el norte a través de los pasos alpinos (mdash) ha sido ampliamente desacreditada. Estudios genéticos a principios del siglo XXI. han mostrado similitudes entre los toscanos modernos y su ganado y las personas y el ganado que se encuentran en el Medio Oriente.

Levantarse y caer

Independientemente de la oscuridad de sus orígenes, está claro que una cultura etrusca distintiva se desarrolló alrededor del siglo VIII. A.C., se desarrolló rápidamente durante el siglo VII, alcanzó su pico de poder y riqueza durante el siglo VI, y disminuyó durante los siglos V y IV. Etruria no tenía un gobierno centralizado, sino que comprendía una confederación flexible de ciudades-estado. Los centros importantes fueron Clusium (moderno Chiusi), Tarquinii (moderno Tarquinia), Caere (moderno Cerveteri), Veii (moderno Veio), Volterra, Vetulonia, Perusia (moderno Perugia) y Volsinii (moderno Orvieto).

La dominación política de los etruscos estaba en su apogeo hacia el 500 a.C., época en la que habían consolidado las ciudades de Umbría y habían ocupado gran parte del Lacio. Durante este período los etruscos fueron una gran potencia marítima y establecieron colonias en Córcega, Elba, Cerdeña, las Islas Baleares y en la costa de España. A finales del siglo VI. un acuerdo mutuo entre Etruria y Cartago, con quien Etruria se había aliado contra los griegos hacia el año 535 a. C., restringió el comercio etrusco, y a finales del siglo V su poder marítimo había llegado a su fin.

Los romanos, cuya cultura había sido muy influenciada por los etruscos (el Tarquin Tarquin
[Etrusco, = señor], en la tradición romana, una familia etrusca que gobernaba Roma. Según el historiador Livio, cuando el gobierno de los Bacchiadae en Corinto fue derrocado (c. 657 a. C.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. gobernantes de Roma eran etruscos), desconfiaban del poder etrusco. Los etruscos habían ocupado la propia Roma desde el año 616 a. C., pero hacia el año 510 a. C. fueron expulsados ​​por los romanos. A principios del siglo IV, después de que Etruria fuera debilitada por las invasiones galas, los romanos intentaron hacer retroceder a los etruscos. A partir de Veyes (hacia el año 396 a. C.), una ciudad etrusca tras otra cayó en manos de los romanos, y la guerra civil debilitó aún más el poder etrusco. En las guerras del siglo III, en las que Roma derrotó a Cartago, los etruscos brindaron apoyo contra sus antiguos aliados. Durante la Guerra Social (90 & # 821188 a. C.) de Sulla Sulla, Lucius Cornelius
, 138 A.C. & # 821178 A.C., general romano. En el apogeo de su carrera asumió el nombre de Félix. Sirvió bajo el mando de Mario en África y se convirtió en cónsul en el 88 a. C., cuando Mitrídates VI del Ponto estaba invadiendo el territorio romano en el este.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. y Marius Mario, Cayo
, c.157 a.C. & # 821186 a.C., general romano. Plebeyo, llegó a ser tribuno (119 a. C.) y pretor (115 a. C.) y siete veces cónsul. Sirvió bajo Scipio Africanus Minor en Numancia y bajo Quintus Metellus contra Jugurtha.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. las familias etruscas restantes se aliaron con Marius, y en el 88 a. C. Sulla erradicó los últimos vestigios de la independencia etrusca.

Cultura etrusca

Gran parte del trabajo real en Etruria fue realizado por la población nativa, quienes estaban sujetos, aunque probablemente no esclavos de sus conquistadores, la nobleza de origen etrusco formaba una casta exclusiva. Las mujeres tenían un estatus inusualmente alto en comparación con los antiguos griegos y romanos. La riqueza y el poder etruscos se basaban en parte en su conocimiento del trabajo del hierro y la explotación de los depósitos de hierro que abundaban en Etruria. Arte etrusco Arte etrusco
, el arte de los habitantes de la antigua Etruria, que, en el siglo VIII. A.C., incorporó el área en Italia desde Salerno hasta el río Tíber (ver Civilización etrusca). Los arqueólogos no han podido rastrear el desarrollo preciso del arte etrusco.
. Haga clic en el enlace para obtener más información. , que consistía principalmente en esculturas en arcilla y metal, pinturas de tumbas al fresco y cerámica fina, tuvo algunos de sus orígenes en las artes griegas y orientales y fue extremadamente influyente en el arte de los romanos. Aficionados a la música, los juegos y las carreras, los etruscos introdujeron el carro en Italia. También eran muy religiosos. Buscando imponer orden en la naturaleza, establecieron leyes estrictas para regir las relaciones entre las personas y los dioses. Careciendo del racionalismo científico de los griegos, intentaron prolongar la vida de los muertos decorando sus tumbas como casas. Si bien la religión es quizás el aspecto más conocido de la civilización etrusca, incluso sigue siendo bastante enigmático.

La lengua etrusca también presenta dificultades para el erudito. Se puede leer fácilmente (el alfabeto es de extracción griega y se conoce el valor sonoro de los signos), pero, con la excepción de unas pocas palabras, el vocabulario no se comprende. Aunque el idioma parece contener elementos indoeuropeos y no indoeuropeos, así como rastros de antiguas lenguas mediterráneas, no se puede clasificar en ningún grupo conocido de idiomas. Etruscan es conocido por unos 10.000 registros epigráficos que datan del siglo VII. ANTES DE CRISTO. al 1er centavo. A.D. la mayoría son dedicatorias breves y repetitivas. Uno de los misterios de la civilización etrusca es por qué el registro escrito es tan escaso y por qué los romanos no escribieron casi nada sobre la lengua etrusca o su literatura.

Bibliografía

Ver M. Pallottino, Los etruscos (tr. 1955) O. W. von Vacano, Los etruscos en el mundo antiguo (tr. 1960, repr. 1965) E. Richardson, The Etruscans: Their Art and Civilization (1976) M. Grant, The Etruscans (1981) E. MacNamara, Everyday Life of the Etruscans (1987) S. Haynes, Etruscan Civilization: A Cultural History (2000) M. Torelli, Etruscos (2001).


One of the most significant Etruscan discoveries in decades names female goddess Uni

Archaeologists translating a very rare inscription on an ancient Etruscan temple stone have discovered the name Uni -- an important female goddess.

The discovery indicates that Uni -- a divinity of fertility and possibly a mother goddess at this particular place -- may have been the titular deity worshipped at the sanctuary of Poggio Colla, a key settlement in Italy for the ancient Etruscan civilization.

The mention is part of a sacred text that is possibly the longest such Etruscan inscription ever discovered on stone, said archaeologist Gregory Warden, professor emeritus at Southern Methodist University, Dallas, main sponsor of the archaeological dig.

Scientists on the research discovered the ancient stone embedded as part of a temple wall at Poggio Colla, a dig where many other Etruscan objects have been found, including a ceramic fragment with the earliest birth scene in European art. That object reinforces the interpretation of a fertility cult at Poggio Colla, Warden said.

Now Etruscan language experts are studying the 500-pound slab -- called a stele (STEE-lee) -- to translate the text. It's very rare to identify the god or goddess worshipped at an Etruscan sanctuary.

"The location of its discovery -- a place where prestigious offerings were made -- and the possible presence in the inscription of the name of Uni, as well as the care of the drafting of the text, which brings to mind the work of a stone carver who faithfully followed a model transmitted by a careful and educated scribe, suggest that the document had a dedicatory character," said Adriano Maggiani, formerly Professor at the University of Venice and one of the scholars working to decipher the inscription.

"It is also possible that it expresses the laws of the sanctuary -- a series of prescriptions related to ceremonies that would have taken place there, perhaps in connection with an altar or some other sacred space," said Warden, co-director and principal investigator of the Mugello Valley Archaeological Project.

Warden said it will be easier to speak with more certainty once the archaeologists are able to completely reconstruct the text, which consists of as many as 120 characters or more. While archaeologists understand how Etruscan grammar works, and know some of its words and alphabet, they expect to discover new words never seen before, particularly since this discovery veers from others in that it's not a funerary text.

The Mugello Valley archaeologists are announcing discovery of the goddess Uni at an exhibit in Florence on Aug. 27, "Scrittura e culto a Poggio Colla, un santuario etrusco nel Mugello," and in a forthcoming article in the scholarly journal Etruscan Studies.

Text may specify the religious ritual for temple ceremonies dedicated to the goddess

It's possible the text contains the dedication of the sanctuary, or some part of it, such as the temple proper, so the expectation is that it will reveal the early beliefs of a lost culture fundamental to western traditions.

The sandstone slab, which dates to the 6th century BCE and is nearly four feet tall by more than two feet wide, was discovered in the final stages of two decades of digging at Mugello Valley, which is northeast of Florence in north central Italy.

Etruscans once ruled Rome, influencing that civilization in everything from religion and government to art and architecture. A highly cultured people, Etruscans were also very religious and their belief system permeated all aspects of their culture and life.

Inscription may reveal data to understand concepts and rituals, writing and language

Permanent Etruscan inscriptions are rare, as Etruscans typically used linen cloth books or wax tablets. The texts that have been preserved are quite short and are from graves, thus funerary in nature.

"We can at this point affirm that this discovery is one of the most important Etruscan discoveries of the last few decades," Warden said. "It's a discovery that will provide not only valuable information about the nature of sacred practices at Poggio Colla, but also fundamental data for understanding the concepts and rituals of the Etruscans, as well as their writing and perhaps their language."

Besides being possibly the longest Etruscan inscription on stone, it is also one of the three longest sacred texts to date.

One section of the text refers to "tina?," a reference to Tina, the name of the supreme deity of the Etruscans. Tina was equivalent to ancient Greece's Zeus or Rome's Jupiter.

Once an imposing and monumental symbol of authority

The slab was discovered embedded in the foundations of a monumental temple where it had been buried for more than 2,500 years. At one time it would have been displayed as an imposing and monumental symbol of authority, said Warden, president and professor of archaeology at Franklin University Switzerland.

The text is being studied by two noted experts on the Etruscan language, including Maggiani, who is an epigrapher, and Rex Wallace, Professor of Classics at the University of Massachusetts Amherst, who is a comparative linguist.

A hologram of the stele will be shown at the Florence exhibit, as conservation of the stele is ongoing at the conservation laboratories of the Archaeological Superintendency in Florence. Digital documentation is being done by experts from the architecture department of the University of Florence. The sandstone is heavily abraded and chipped, so cleaning should allow scholars to read the inscription.

Other objects unearthed in the past 20 years have shed light on Etruscan worship, beliefs, gifts to divinities, and discoveries related to the daily lives of elites and non-elites, including workshops, kilns, pottery and homes. The material helps document ritual activity from the 7th century to the 2nd century BCE.

Besides SMU, other collaborating institutions at Mugello Valley Archaeological Project include Franklin and Marshall College, the University of Pennsylvania Museum of Archaeology, the Center for the Study of Ancient Italy at The University of Texas at Austin, The Open University (UK), and Franklin University Switzerland.

SMU is a nationally ranked private university in Dallas founded 100 years ago. Today, SMU enrolls nearly 11,000 students who benefit from the academic opportunities and international reach of seven degree-granting schools. For more information see http://www. smu. edu.

SMU has an uplink facility located on campus for live TV, radio, or online interviews. To speak with an SMU expert or book an SMU guest in the studio, call SMU News & Communications at 214-768-7664.

Descargo de responsabilidad: AAAS y EurekAlert! ¡no somos responsables de la precisión de los comunicados de prensa publicados en EurekAlert! por las instituciones contribuyentes o para el uso de cualquier información a través del sistema EurekAlert.


Etruscan Inscription - History


It seems fitting, considering the recent Easter season, that I should start thinking about Easter eggs and by extension, the interesting origins of the symbolism. Long story short, the original meaning behind these eggs involved rebirth and renewal. In the context of Easter, the symbolism pointed to the renewal of the year (i.e. springtime). The egg is the beginning of a bird's life and so by extension, the abstract notions of birth/rebirth and renewal lend themselves well to that biological form.

Etruscans too used the symbolism of the egg for the same intention and often in funerary contexts such as the above frieze of an Etruscan couple. The male holds up an egg in an exaggerated gesture, which should tip us off that he's not merely holding a literal egg but rather that he is comforting the mourning observer of the painting. The message here is that the deceased in question is in effect 'renewed' in the afterlife. "All is well. There's nothing to be sad about," the artist conveys to us. This art was meant to provide the same reassurance to the religiously devout as, say, Christian, Muslim or Hindu art which also seeks to inspire in its beholders a reassurance of faith in the metaphysical beyond. It's important when looking at ancient art to step into the shoes of the people for which this art was intended.

Moving on to linguistic matters, I believe that I might have identified the word for 'egg' in Etruscan, but it's not without controversy. The word appears to be luθ. I've recently decided that my two entries, lut y luθ, are one and the same word and that the two forms should both be given the value of 'egg'. Phonetically, Etruscan appears to have not distinguished word-final aspiration in stops and this explains alternations in the spelling (e.g. hut/huθ 'four'). The loss of contrasts in word-final position is rather common crosslinguistically as we can observe in German where the word Mano is pronounced / hant / since voicing contrasts are likewise neutralized word-finally. Grammatically, luθ appears to be inanimate since it's attested in the inanimate plural, luθcva, en TLE 131 (Laris Pulena's sarcophagus). The word is also used as the object of verbs (such as tur 'to give') that normally involve religious offerings (LL 6.xviii: ture acil caticaθ luθ celθim), so it really seems that this object is some kind of possible offering to the gods. I'm delighted to learn that Etruscans in fact buried eggs in tombs, as did Greeks.

While this all makes sense phonetically and grammatically, contextually I'm not in the clear quite yet. It's this damned stele, indexed by Rex Wallace as ETP 286. It looks like this:

This almost seems to put a dent in my eggy hypothesis but I have one last hypothesis to pursue. It seems that this stele is meant to mark a boundary and it's presumed that it marked the boundary of a sanctuary. Let's go with that. The question that comes to my mind is: "To whom is this sanctuary devoted?" The use of the genitive in -l is grammatically interesting to me here because it's often used to attribute something to someone. Thus, on the surface, we can at least claim that luθcval canθisal probably means "To the [luθ]s of [canθis]" or alternatively "To the [canθis] of [luθ]s".

If we apply my value of 'egg', we get "To the eggs of [canθis]" or "To the [canθis] of eggs", depending in which order we are to read this. While it sounds absurd at first, the annoying thing is that without knowing for sure what canθis means, we can't rule out the possibility that this is potentially an epithet of a god or goddess. Afterall, there is this swan deity that keeps popping up on mirrors and referred to as Tusna. For all we know, this could mark a sanctuary of Tusna. Or perhaps the 'eggs' in question could refer to a particular myth of the Dioscuri, Castor and Pollux, who were said by some to be born from eggs. The Dioscuri were quite important in Etruscan religion and were known in the Etruscan language as Tinas cliniiaras 'Sons of Tinia' (TLE 156).

These appear to be fruitful possibilities but so far I can't crack what canθis might mean if luθ really is 'egg'. La palabra canθis in turn is probably related to canθce, a verb inflected in the perfective in TLE 99.


Ver el vídeo: Inscripción EIR 2021 (Mayo 2022).


Comentarios:

  1. Oliver

    la frase está muy lejos

  2. Elvey

    Sé cómo es necesario entrar ...

  3. Hani

    ¡Consolación débil!

  4. Bronson

    tienes razón es exacto

  5. Salem

    Sí, genial,



Escribe un mensaje